Existen momentos especiales que se viven una vida en un instante, ese momento, lo quiero vivir hoy contigo.......... Primavera ©

martes, 17 de enero de 2012

Corazon robado.....


Mi hogar fue asaltado, se llevo todo lo que era de gran valor, imposible de reemplazar, dejo un gran hueco, desolacion, oscuridad, donde antes habia luz,  primavera se convirtio en invierno, frio de sus sentimientos, ante tan vil accion...entro un ladron robando mi mayor tesoro que guardaba...
MI CORAZON
Sus letras entraron despacio con mucha suavidad adueñandose de todo mi interior, fugaz fue que se llevo mi paz, confianza, de que haya un corazon que sepa amar sin herir....

derechos reservados ©

Aishiteru

7 comentarios:

Paco dijo...

... y es que el amor entra por la ventana para usurpar un sentimiento intrínseco y tranquilo. Lo devora todo a su paso como desordenando la paz interior. ¿ Qué tendrá de jugoso el manjar del amor que tanto deseo adquiere y tanto valor representa ?. Solo queda resignación y emprender una limpieza cometida ante el desorden de emociones y elevar los ojos al cielo para que logre quedarse mucho tiempo porque si sale por la ventana...un recuerdo de tormento queda en silencio.
Besos amiga primavera..es un placer llegar a tus letras. Cuidate.

AnGel RoJo dijo...

Preciosa entrada
Feliz año ke hace mucho que no entro un beso. Otoño y Primavera

Cristina dijo...

Hermoso asalto! Hay que pedir reiteración de los hechos.
Bellísima entrada, un abrazo.

Sindel dijo...

Hay corazones que aman sin herir, y otros que nos estrujan el alma. De todos se aprende y nos fortalece.
Un abrazo.

Escribir es seducir dijo...

A VECES ES LINDO QUE A UNO LE ROBEN EL CORAZÓN

SALUDOS

Marina-Emer dijo...

Yes que el amor es lo mas hermoso que tenemos y lo guarda el corazón que si nos le roban que sera del amor ...preciosa
te deseo mucha felicidad y que aparezca ese ladron de corazones
besitosssssssssssssssssss
Marina

Emilio M. dijo...

¡Qué descripción tan real y bella de lo que es la vida y de lo que es compartir! En la balanza la sentencia: la tristeza o la alegría.

Aunque bien pensado: siempre las dos.

Un gran abrazo y mi cariño.